decirloquesepiensa

 

André Maurois señala en esta frase la diferencia entre ser desbocado y ser sincero.

Y propone la clave para la comunicación consciente.

Si no se dice lo contrario de lo que se piensa o se siente, entonces todos los mensajes van en la misma dirección.

Se comunica claridad, se genera confianza.

Una manera mucho más adecuada y enriquecedora de encontrarse con los demás que ir por la vida disparando opiniones sobre todo y todos. 

Amparando los propios juicios con explicaciones como “te lo digo por tu bien”, “te explico por si vos no te diste cuenta” y otras del mismo tenor.

Cuidar de estar diciendo lo que realmente se piensa o siente o experimenta es trabajar el autoconocimiento y la fidelidad a uno mismo.

No contrariarse es cuidarse, validarse, respetarse. 

Y al mismo tiempo, hacerlo con otros.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios