“Algún día es mucho tiempo ” . Anónimo.

algundiaesmuchotiempo

Suelen utilizarse este tipo de oraciones imprecisas en las despedidas, los encuentros fortuitos y pasajeros,  las llamadas telefónicas obligadas. “A ver cuándo nos vemos”, “Tenemos que encontrarnos” , “Paso cualquier día”.

Lo lamentable es que también se hace al dar instrucciones para que otro acepte una propuesta, al generar reuniones de trabajo, al intentar construir una relación comprometida. “Nos vemos durante la mañana”, “¿Cuando nos juntamos? “¿Te parece en un rato, o durante la tarde?”, “Nos llamamos”.

Cuando no damos precisiones, no establecemos acuerdos, aunque tengamos la mejor de las intenciones, las situaciones no se crean, los encuentros no se realizan, las citas se dilatan hasta no darse,  es como si se dibujara con tiza en la vereda en un día de lluvia.

No querer asumir  solo el compromiso de sostener una reunión para que se haga efectiva, intentar no parecer ansiosa, tratar de que el otro patee la pelota primero, y todos los otros juicios que creamos, nos hacen ser imprecisos, no dar datos claros, no mostrar congruentemente lo que sentimos, pensamos , necesitamos y buscamos.

Al hacerlo, perdemos el control de lo que queremos hacer y lograr, o dejamos en manos de los otros resolver situaciones que nos implican, o complicamos el fluir de procesos que de otra forma serían exitosos.

Algún día… es ahora, así, en este lugar y tiempo, conmigo en este papel ¿y vos? ¿Cómo querés participar?

Claro, directo e informativo.

¡Hasta pronto!

Andrea

“No esperes los buenos momentos para ser feliz…sé feliz y los buenos momentos vendrán”. Frase de Lisel Mueller, poeta norteamericana, ganadora del U.S. National Book Award en 1981 y el Premio Pulitzer en 1997, compartida en Pinterest y Twitter por @Candidman.

noespereslosmomentos

Con esta frase que compartió en Pinterest y Twitter, @Candidman,  Lisel Mueller invita a cambiar la espera de la felicidad por una actitud invitadora del ser feliz.

Y es que se suele estar alerta para percibir los momentos alegres, felices, enriquecedores, y se corre el peligro de no estar en condiciones de percibirlos o de disfrutarlos por las situaciones, las emociones, las circunstancias.

Si en cambio se construye una mirada optimista, una actitud feliz frente a la vida, y no se espera por los momentos sino que estos se viven así, felizmente, se instala una disposición interna favorecedora de la dicha y el disfrute.

Así, muchos más momentos serán felices, desde la construcción de una percepción inclinada a encontrar lo bueno, lo maravilloso, lo que alegra, lo que satisface, lo que alienta, lo que hace crecer.

Estar siendo feliz, es tener siempre la puerta abierta a la felicidad.

¡Hasta la próxima!

Andrea

“No entiendo por qué la gente se asusta de las nuevas ideas. A mi me asustan las viejas.” Frase de John Cage, compositor, instrumentista, filósofo, teórico musical, poeta, artista, pintor (1912-1992), compartida en Pinterest por Caligrama.

measustanlasideasviejas

John Cage hace pensar, con esta frase compartida por Caligrama en Pinterest, en  una dicotomía que se presenta, con su ambivalencia, en cada situación de crecimiento y cambio.

Están , desde el marco desde el que se piensa y percibe, las ideas viejas, esas que se consideran certezas, que se inscriben en la propia seguridad, las que se cree conforman la mirada personal.

Y llegan, de la mano de otros observadores, con el peso de hechos que las provocan, desde el mismo crecimiento, las ideas nuevas, disruptivas y desafiantes.

Unas y otras no son problemáticas en sí mismas. Dependerá de la actitud, la disposición a considerarlas, la flexibilidad al aceptarlas, la respuesta que se les de, el resultado que tengan.

Asustarse, como dice Cage, puede ser la reacción automática pero no conduce más que a la huida o la parálisis.

Reaccionar ante ellas con rechazo o admiración, no deja de ser levantar banderas y trabajar desaforadamente a favor o en contra, sin objetivos claros de acción.

Viejas o nuevas, las ideas son materia de análisis, significados a compartir para construir encuentros genuinos, abono para nuevos espacios de pensamiento.

Tomarlas como juicios u opiniones es darles su verdadera dimensión plástica, sutil, abierta.

Y será poder  disfrutarlas como vehículo de cambio, de trabajo personal, de desocultación de lo obvio y respeto por lo propio y lo ajeno.

¡Hasta la próxima!

Andrea

“Háblate a ti mismo como lo harías con alguien a quien amas profundamente”. Frase de Brené Brown profesora investigadora y cuentacuentos de la University of Houston Graduate College of Social Work, y autora de “ Los Dones de la Imperfección”

hablarseconamor

Clara y directa, Brené Brown invita a tratarse con amor, a validarse, aceptarse y disfrutarse en el proceso de estar siendo.

Se suele tener la intención de amar profundamente a los demás, mientras se maltrata, enjuicia, descalifica y desvaloriza a uno mismo.

Hablarse con respeto, validar lo que se siente, piensa, y dice, dejando de lado los juicios inhabilitantes, será la manera de abrir el telón para aparecer genuina y completamente, reconocerse y aceptarse.

Así se facilitarán los cambios, las elecciones personales, las búsquedas.

Con las mismas actitudes de tolerancia, apertura, compromiso y entrega que sostenemos para los que amamos, habrá que mirarse al espejo y trabajar para crecer.

No sólo será más sano, profundo y comprometido el proceso de cambio, sino que también se disfrutará, se experimentará una motivación energizante y se facilitarán las acciones.

Es con caricias que se logra mucho más que con palos . Ya sea que se relacione uno con otros o con uno mismo.

¡Hasta pronto!

Andrea

“Una no-conversación no es lo mismo que un silencio. Un silencio es cuando nadie habla ni hace ruido. Una no- conversación es cuando nadie dice lo que quiere decir. Los silencios pueden ser relajantes y agradables. Las no conversaciones al contrario, ponen nervioso a todo el mundo”. Fragmento escrito por Diego Arboleda, e ilustrado por Raúl Sagospe, en su libro “Prohibido Leer a Lewis Carrol”, compartido por Ana María Rossi, Actriz, Locutora y Coach argentina en el entrenamiento “El Camino de la Maestría”, del Círculo de Coaching, licenciatario de la IAC.

noconversación

Pareciera que este hermosísimo fragmento que, escrito por Diego Arboleda e ilustrado por Raúl Sagospe, en su libro “Prohibido leer a Lewis Carroll”, fue compartido por Ana María Rossi en el entrenamiento “El Camino de la Maestría” , del Círculo de Coaching, ya dice todo lo que hace falta. Y es así.

Porque diferenciar los silencios de las no- conversaciones es poder utilizar a los primeros como herramientas para validar, dar espacio a la expresión de otros y propia, y de acompañamiento respetuoso.

Y también trabajar para evitar esas charlas en las que nada se dice, en las que se omite, se manipula o se evita decir, que no sirven, ni ayudan, ni abren espacios de encuentro.

Habilita  poder suspender la palabra para abrir espacios a las emociones, al encuentro con uno mismo, a la validación de la expresión no verbal, al sostener desde la escucha y el sentir.

Facilita buscar la comunicación congruente, diseñar y construir conversaciones genuinas, plenas y enriquecedoras, y decir lo que se siente, necesita, elige.

Entonces, sostener silencios nutricios y contener los no hablar creativos y propios de los otros, será escuchar desde el compromiso y la entrega.

Y tejer la urdimbre de conversaciones plenas de significados compartidos, asegurará encuentros genuinos y crecimiento mutuo.

Lo demás, será hacer brillar la charla y disfrutarla.

¡Hasta pronto!

Andrea

“¿ Quieren saber el tamaño de una mentira? Es muy fácil, midan el largo de la explicación por el ancho de la excusa” . Frase compartida en Pinterest por FrasesdeFace.

eltamañodeunamentira

Gráfica y clara esta frase que Frasesdeface compartió en Pinterest.

Es que las mentiras, como dice la sabiduría popular, tienen patas cortas pero explicaciones muy largas que traen excusas abundantes.

Cuando se necesita explicar largamente, y se intenta sacarse de encima la responsabilidad, entonces lo que se dice, aunque no sea una mentira intencional, no es totalmente genuino.

Si se es fiel a uno mismo, se trabaja desde la espontaneidad y la seguridad personal, lo que se dice es lo que se hace, se piensa, se elige, y no hace falta disfrazarlo de otra cosa.

Al querer ser aprobado, ser aceptado, ser aplaudido, muchas veces se equivoca el camino y se transforma lo que se quiere manifestar para adaptarse a lo que se supone que los demás quieren.

Volver sobre los propios pasos y reconocer que se piensa, se siente, se decide decir otra cosa antes que mentir, no sólo es más sano sino liberador.

Dejemos a las mentiras, ya sean blancas, verdes o moradas, que corran con sus patas cortas a esconderse fuera de la comunicación congruente.

Y más que explicaciones, demos razones. Y antes que excusas, declaremos que si o que no.

¡Hasta la próxima!

Andrea

“No te partas en pedazos para mantener a otros completos” . Frase compartida en Facebook y en Pinterest por I want pretty

notepartasparamantenercompletos

En todos los procesos de ayuda, sostén, contención, acompañamiento, sanación, cuidado, cura, guía y liderazgo, se corre el riesgo de partirse en pedazos en el proceso de mantener a los demás completos, como dice esta frase compartida por I want pretty en Facebook y Pinterest.

Transformarse en víctima de aquellos a quienes se acompaña, limitar los propios tiempos, energías y elecciones en la intención y el trabajo de satisfacer los de otros, llegar a al límite de las propias fuerzas quedándose sin poder sostener, es manejar mal el proceso.

Cuando se comprende que para sostener hay que pararse firme, que para sanar hay que mantener la propia salud, que se puede ayudar desde las fortalezas personales, y que es desde el estar entero que uno puede habilitar a otros a mantenerse completos, en la medida en que ellos así lo elijan y se comprometan a lograrlo, se empieza a lograr el equilibrio.

Cuidarse para poder cuidar, validarse para poder validar, quererse para poder querer.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 177 seguidores