diloquetemolesta

Así de simple como parece decirlo esta frase compartida por Aureliano Navarro Hernández,  expresar con claridad y oportunamente  lo que molesta es habilitarse a decirlo y mostrarlo de buenas maneras, con las mejores palabras y con el tono adecuado.

Reconocer lo que se siente y experimenta y darlo a conocer de manera que el otro pueda oirlo, desde la baldosa del mi, sin herir, juzgar o decirle al otro lo que tiene o tendría que hacer es celebrar el propio estar siendo.

Sirve porque asi ambas partes pueden comprender lo que pasa, pensar cuál es su responsabilidad y conectarse en el momento con lo que sucede.

Si se posterga el dar a entender, se potenciarán los sentimientos, se resentirá y construirán conversaciones de juicios automáticos con los que se echa leña al fuego , y cuando ya no se pueda mas, entonces se explotará.

Sin un registro claro, el otro puede olvidar, hacer como que no pasó, o, como en la mayoría de los casos, no darse cuenta del impacto que tuvo su accionar.

La oportunidad de decir lo que molesta aparece en el momento del sentimiento, cuando se tiene la vivencia, y es la celebración del compromiso real con la propia congruencia.

Después, ya sea que se transforme en una bomba a punto de estallar o que se difumine en una sensación, perderá su dimensión exacta, se desconectará de la posibilidad de escucha activa del otro, transformará sus objetivos y no satisfará de la misma manera.

Mostrar lo que molesta es tan necesario y util  como expresar que se ama.

Son conversaciones genuinas y personales.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios