llegalapaz

Anclar, como hace María Rosa Serdio en este haiku, la paz con la palabra, es celebrar la posibilidad de las conversaciones, de la expresión, del aclarar y del poner por escrito, todas estrategias comunicacionales de gran logro y seguridad de resultados.

Aun cuando se crea que el no decir, la distancia, el dejar que pase el tiempo, puedan solucionar las cosas, es el instalar conversaciones posibilitantes,  de apertura de negociaciones,  de puesta en claro, de acuerdo, de coordinación de acciones y de cierre, el que facilitará el conseguir lo que se busca.

También trabajar para poner en palabras claras los propios pensamientos , emociones, sentimientos y reacciones será expresarlos adecuada y oportunamente, dar a los demás la posibilidad cierta de conocerlos y catalizar su existencia como combustible del propio estar siendo.

Escribir lo que se planifica, lo que se sueña, lo que hay que compartir, lo que hay que entregar para que otros sigan,  es crear hechos , fortalecer comunicaciones, asegurar que pueda ser que todos vean lo mismo.

Las palabras ayudan  a hacer y crear lo que se elige.

Sus instantes leves crean el mundo en que vivimos.

Que sean las que tienen que ser, depende de quien las dice.

Depende de nosotros.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios