hacerfuerte

Comprender lo que dice Buda en esta frase que se le atribuye y que compartió Reiki Nuevo en Pinterest, es habilitarse a colaborar, aportar y compartir desde la distancia óptima, la validación del otro y la fidelidad a uno mismo. 

Ayudar en demasía puede inhibir la voluntad, la toma de decisiones, el reconocimiento de las propias posibilidades y el protagonismo.

Implica que lo que se requiere viene solamente de otros y desde afuera e invoca la comodidad, el no necesitar esforzarse y la dependencia.

Resulta difícil también, cuando se colabora en exceso, reconocer los límites, no colonizar , dejar aparecer y validar que el otro puede y merecer protagonizar, aprender, cambiar la mirada y crecer en su estar siendo por sí mismo.

Ayudar poco o quizás sería más adecuado decir lo suficiente, no implica quedarse a mitad de camino sino dar los pasos justos, enseñar a pescar, favorecer la autogestión y la autonomía, alentar el vuelo, celebrar la independencia.

Para eso hay que reconocer los pedidos, preguntar antes de suponer, ofrecer sin empujar, acompañar el tiempo necesario, dar la mano sin agarrar el brazo, conservar el nombre de los otros obviando diminutivos y sugerencias de aniñamiento, dejar ser y hacer.

Pararse en el buen lugar, cerca como para sostener, lejos como para que los demás tengan que/puedan caminar.

E incluyendo, ineludiblemente, el disfrute de la libertad.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios