lairacomoguardaespaldasdelatristeza

Esta presentación que hace Liza Palmer de la ira como protectora de la tristeza  es el disparador de abrirse a la comprensión, la empatía y el encuentro con aquellos que aparecen iracundos antes que tristes.

Muchas personas expresan sentimientos como el dolor, la pena, la tristeza y el desasosiego a través de enojos, inculpaciones, malos tratos y descalificaciones.

Poder ver tras esas máscaras lo que los aqueja, la inseguridad, la baja estima y descubrir que su manera de aparecer tiene más que ver con la comunicación incongruente que con el verdadero propósito de herir, será adquirir una mirada posibilitante, abrir espacios a iniciar otro tipo de conversaciones y facilitar encuentros genuinos.

Gráfica y esclarecedora esta propuesta de Liza Palmer que invita también a hacerse cargo de las propias incongruencias.

¿Cómo expresamos habitualmente el dolor y la tristeza? ¿De qué forma mostramos al mundo nuestro ser emocional? ¿Confundimos la sensibilidad y vulnerabilidad con la debilidad? ¿Que nos pasaría si deponemos las armas y hablamos desde el corazón?

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios