sociedadintereses

Simple, clara y contundente esta especie de diálogo que propone Bárbara Kingsolver, para ayudarnos a comprender que somos parte del problema tanto como de la solución,  y reconocer que como ciudadanos es sano e inteligente hacernos cargo de sostener, optimizar y hacer evolucionar la sociedad.

Poner las responsabilidades afuera, juzgar lo que otros hacen y pararse en el lugar de mero observador implica quedar a merced, sentirse sin armas, capitular antes de intentar  hacer.

Articular los propios talentos , habilidades, capacidades e intereses en proyectos solidarios, que influyan en lo social, que enriquezcan lo comunitario significará ocupar el lugar de protagonista.

Es una cuestión de cuidar y ordenar la casa en que se vive, crear redes de conexión, facilitar procesos conjuntos y disfrutar creciendo con otros.

Será considerarse parte hacedora de lo común, desde la validación y fidelidad al propio estar siendo.

Y trabajar intencionalmente por uno, por los demás, por la sociedad.

¡Hasta la próxima!

Andrea

La imagen pertenece al blog  Respeto en la Sociedad.

Anuncios