sillevasaotro

Elisabet Martin señala con esta frase de un texto bellísimo que nos regaló en el cierre del año 2015 del Círculo de Coaching,  que no solo el disfrute, la validación, el reconocimiento de un logro es mayor si se lo comparte, sino que el resultado cobra amplitud e importancia.

Es que ya sea que se compartan con un par, como con alguien a quien se guía , acompaña, sostiene o pide ayuda, las situaciones se hacen más llevaderas y los obstáculos parecen menores.

También, aparecen conversaciones ampliatorias, motivadoras o desafiantes, la conciencia de sostén impacta en el hacer, se abren posibilidades a encuentros genuinos, se facilita el caminar.

Aún cuando aquél a que se lleva de la mano se sostenga con esfuerzo  de ella , apenas alcance a tomarla, su compañía ayudará a lograr más y a disfrutar lo conseguido.

¿O acaso no han caminado de la mano de un niño?

¡Hasta la próxima!

Andrea

La imagen corresponde  a “The walk to paradise garden”, de Eugene Smith (1946)

Anuncios