noespereslosmomentos

Con esta frase que compartió en Pinterest y Twitter, @Candidman,  Lisel Mueller invita a cambiar la espera de la felicidad por una actitud invitadora del ser feliz.

Y es que se suele estar alerta para percibir los momentos alegres, felices, enriquecedores, y se corre el peligro de no estar en condiciones de percibirlos o de disfrutarlos por las situaciones, las emociones, las circunstancias.

Si en cambio se construye una mirada optimista, una actitud feliz frente a la vida, y no se espera por los momentos sino que estos se viven así, felizmente, se instala una disposición interna favorecedora de la dicha y el disfrute.

Así, muchos más momentos serán felices, desde la construcción de una percepción inclinada a encontrar lo bueno, lo maravilloso, lo que alegra, lo que satisface, lo que alienta, lo que hace crecer.

Estar siendo feliz, es tener siempre la puerta abierta a la felicidad.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios