hacerescdecir

Cuando se comprende esto que propone José Martí en la frase compartida por @culturizando, se evitan las largas explicaciones, las promesas eternas y también el dar vueltas conversacionales.

Hacer también es mejor manera de dar ejemplo que el solo decir.

 Las acciones proveen resultados para ver y evaluar y son el correlato lógico de complementación de las palabras. Aún cuando lo que se dice cree una realidad válida, serán los haceres los que definirán los logros y asegurarán las intenciones.

Las promesas, los acuerdos, los compromisos, florecen y se realizan a partir de acciones. Producir, causar, llevar a efecto, son las formas de crear confianza y de poder mostrar .

Y tanto en lo personal como en lo laboral y en lo social, accionar saca de la inmovilidad, del solo explicar lo que se haría, de acariciar los sueños largos o los proyectos irrealizados, del generar excusas y justificaciones.

Tan pequeñas e inestables como puedan ser, así como pasos de bebé, las acciones ayudan a lograr y también fortalecen la autoestima y aseguran el avanzar.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios