Jose-ingenieros-frases

 

La rutina , ese hábito adquirido de hacer las cosas sin pensarlas, da el “hacer de taquito”, el no fijarse, por eso José Ingenieros habla de renunciar a pensar.

Lo que se hace una y otra vez, hasta que se vuelve automático, parece dejar de  necesitar atención,no convocar el interés.

Sin embargo, puede presentar situaciones peligrosas, oportunidades que se pierden, posibilidades que no se perciben.

Volcar el pensamiento a lo que se hace habitualmente implicará encontrar nuevas formas, despertar la creatividad, alentar el crecimiento y la optimización.

Desde el disfrute de accionar tranquilo, es posible preguntarse ¿Puedo hacer esto más fácil? ¿Con que otro proceso podría unirlo? ¿Qué recursos me da esta maestría en el hacer?

Y abrir espacios de pensamiento habilitantes, promotores del crecer y también de la autoconciencia. 

Poner atención en lo que se hace sin pensar, es una excelente manera de volver a verlo.

Y despertar descubrimientos.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios