cousteau1

Entonces, ¿Que mejor que conocer lo que queremos amar? ¿Amar lo que tenemos que conocer? ¿Descubrir que se ama lo conocido? 

Jack Cousteau, que estudió el mar y lo mostró al mundo con ojos de enamorado y seriedad científica, invita con esta frase a  involucrarse desde el conocimiento para acompañar el sentimiento y a su vez para hacerlo florecer.

Saber sobre aquello que valoramos y apreciamos es una manera de conectarnos más profunda y comprometidamente , de tener herramientas para ampliar el hacer, de abrir caminos que van más alla de ser un espectador.

Revalorar desde el afecto lo que ya sabemos, lo que tenemos visto , lo que nos parece obvio, es como pintarlo de colores, darle una nueva mirada, encontrar otras maneras de disfrutarlo.

Incluir el amor entre los modos de conectarse con las actividades, las relaciones, los objetivos, es abrir un ciclo virtuoso de disfrute, validación y automotivación.

Amar y hacer. Hacer y amar.Vivir amando. Maravillosa posibilidad que se puede elegir.

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios