genteocupada

Podríamos decir que , en líneas generales, las personas ocupadas despiertan confianza.

Conocen lo que es empezar algo y terminarlo. Han aprendido a organizar su tiempo. Están motivadas y dispuestas a hacer. Saben solucionar errores. Se hacen cargo.

Acaso por eso este viejo proverbio chino propone que si uno quiere que algo se haga se lo encargue a alguien ocupado.

Personas que identifican, adoptan y replican las buenas prácticas, eliminan el desorden y tienen la información que necesitan al alcance. 

Que no permiten interrupciones inútiles, dedican el tiempo necesario a cada cosa y son oportunos en sus participaciones.

Delegan lo que pueden delegar, solicitan ayuda cuando la necesitan y optimizan procesos a medida que aprenden y ganan experiencia.

¿Son especiales? No, trabajan bien.

Algo al alcance de todos, que no solo hará que se logre efectividad, sino que ampliará el disfrute, ayudará al balance y sostendrá la realización de logros. 

¡Hasta la próxima!

Andrea

Anuncios